Trayectoría artística de Guillermo Peláez

DirectorEscrito por Guillermo Peláez González, creador y director de la webserie.

 

Desde muy pequeño supe que mi vida estaría relacionada con las artes, gracias a mis padres que siempre me animaron a seguir mi camino, lo que me llevó a inscribirme en la mejor escuela de dibujo de Salamanca y en la que, durante 5 años, aprendí los secretos de las distintas disciplinas, desde carboncillo a oleo.

Terminado el bachillerato realicé un ciclo formativo de grado superior de diseño gráfico en Salamanca antes de partir a Madrid para completar mi formación, especializándome en animación digital 2D y 3D en la escuela Arteneo, mediante un curso de dos años de duración.

Mientras tanto me iba ganando la vida en trabajos de media jornada, como camarero o teleoperador, que me permitían costearme los gastos de subsistencia y me dejaban el tiempo necesario para potenciar mis habilidades como diseñador gráfico y creador audiovisual a través de marketplaces* o encargos que me pasaban mis conocidos.

Tras terminar el curso de animación digital decidí permanecer en Madrid para aprovechar todas las oportunidades que ofrecía la ciudad. Me apunté a varios cursos formativos sobre guión impartidos por ABCGuionistas para así cubrir todo el proceso de cualquier proyecto audiovisual y así poder llevarlos a cabo con un equipo reducido y sin financiación.

Fue en el curso anual sobre el mercado audiovisual donde descubrí términos como crowdfunding o transmedia, o donde me explicaron los mismos creadores cómo levantar una webserie sin morir en el intento. Un lugar donde hubo mucho networking y en el que conocí a varias personas con las que me junté para crear un piloto de webserie que participó en el primer concurso de series online a nivel nacional.

El 7 producciones fue el nombre con el que bautizamos el colectivo, nuestra intención era fundar una productora audiovisual y nuestro segundo proyecto una película financiada a través de crowdfunding, al estilo de El Cosmonauta, un proyecto en el que estuve implicado como colaborador.

Pero debido a motivos familiares me vi obligado a regresar a Salamanca, lo que no me desanimó a seguir explorando los nuevos formatos de creación y producción que, gracias a internet, ahora era posible hacer realidad con una inversión mínima. Junté a mis amigos y les propuse crear la primera webserie grabada en Salamanca, y así comenzó AMIGOS DE SANGRE.

He sido el responsable de dirigir, producir, guionizar, he llevado todo el diseño gráfico, creación y mantenimiento de la web, blog y redes sociales de la webserie, y la he protagonizado, además de coordinar las necesidades de técnicas de cada rodaje para la primera temporada, que consta de 9 capítulos de unos 40 minutos aproximadamente. Y nadie del equipo era profesional y cada uno con su trabajo, sus horarios y sus particularidades. Todos estos factores más la suma del resto de problemas típicos que sufre cualquier producción audiovisual hicieron que la producción de la temporada se alargara varios años, lo que resintió el acabado final del producto, que es lo que importa realmente.

Lo mejor de finalizar la primera temporada es comprobar toda la experiencia real que he adquirido, debido a la gran cantidad de tareas que he tenido que administrar simultáneamente, y conocer de primera mano las vicisitudes de un proyecto tan complicado y ambicioso como es una serie de ficción. Ya he cometido los errores de novato y ahora sé lo qué necesito para poder llevar en buena dirección la segunda temporada de la webserie AMIGOS DE SANGRE.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.